Perdiéndole el miedo a la matemática

En este nuevo video podés ver como Diego Reinhold enfrenta uno de sus mayores temores y se mete de lleno en el mundo de la matemática. Miralo.

En el inmenso pabellón de matemática de Tecnópolis, solo se puede encontrar diversión y aprendizaje. Diseñado bajo el lema “Perder el miedo” por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, con el asesoramiento de referentes del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) y especialistas de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Buenos Aires, el interior del pabellón alberga diferentes atracciones que acercan al visitante al mundo de las matemáticas mediante la resolución de ejercicios de ingenio, observación, medición, forma y lógica.

El espacio, que cuenta con el holograma del prestigioso científico y matemático Adrián Paenza como anfitrión, presenta a la matemática de manera amigable y lúdica, a través de distintos juegos como carreras de bicicletas con ruedas cuadradas, una silla hiperboloide que genera formas geométricas, atracciones que demuestran leyes como las que regulan los movimientos pendulares, el teorema de Pitágoras, el móvil de Moebius y una plaza de juegos con sudokus, cuatro en línea, torres de Hanoi, dominó y memotests, entre otros.

Como parte de la misma propuesta, el público puede visitar una muestra de los inventos del artista y científico italiano Leonardo Da Vinci, que contiene más de 60 objetos, la mayoría, hechos en madera a escala real de sus diseños y modelos originales. El espacio inspira a remontarse a los años del renacimiento y a recorrer los inventos más destacados y revolucionarios del gran maestro italiano, entre ellos, el submarino, el equipo de buceo, el tornillo aéreo, el carro a manivela, el planeador, el paracaídas y el puente autoportante, más una serie de artefactos bélicos como el tanque, la catapulta o el cañón, que Da Vinci construía para sus mecenas con el objetivo de financiarse y continuar desarrollando su arte.